CCOO y UGT se concentran en Mérida para exigir que garanticen los derechos y las condiciones de vida de las personas mayores y unas pensiones dignas

0
4

Más de un centenar de personas han participado en la concentración convocada por CCOO y UGT en Mérida exigiendo que se garanticen los derechos y las condiciones de vida de las personas mayores y unas pensiones dignas. La secretaria general de CCOO de Extremadura, Encarna Chacón, ha indicado que más allá de la revalorización de la cuantía de las pensiones «hay que seguir luchando» por la sostenibilidad y la calidad del sistema público garantizando un los ingresos necesarios para ello frente a aquellos que pretenden favorecer los planes de pensiones privados.

María José Gallego en la lectura del manifiesto en MéridaChacón ha asegurado que «las movilizaciones que iniciamos ahora hace un año con todos los pensionistas y el sindicato en todo el país están dando resultados, avances bastante significativos en el Pacto de Toledo», pero también ha advertido que todo esto será «insuficientes» si no se le dota al sistema de mayores ingresos.

En este sentido, ha recordado la diversas propuestas de CCOO para mejorar los recursos del sistema. Entre ellas, se ha detenido en el destope de las cotizaciones, «para que los que más cobren que coticen más».

«Hasta que todo esto no esté resuelto, seguiremos en la pelea, en la lucha y en la calle», concluyó.

Para CCOO, las medidas que el Gobierno ha llevado a la mesa de diálogo social son insuficientes y ha pedido que actúe sobre las personas cuyas cotizaciones son inferiores a las que les corresponderían por sus ingresos. Por ello, el sindicato ha pedido a la ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, que ponga en marcha medidas para intervenir sobre las bases máximas y mínimas y sobre los tipos de cotización a la Seguridad Social.

El objetivo es lograr que los más de 5 millones de personas que no cotizan en función de sus ingresos reales, como aquellos a los que se les aplica la base máxima de cotización, los trabajadores del régimen de autónomos o las empleadas del hogar, lo hagan.

Al finalizar la concentración se ha leído un manifiesto con el siguiente contenido:

DIA INTERNACIONAL DEL MAYOR 2018.

Las personas pensionistas y jubiladas de CCOO y de UGT venimos denunciando que las medidas que se tomaban para salir de la crisis no eran las idóneas y que perjudicaban intensamente a la parte más débil de la sociedad y a las personas mayores.

Se habla mucho del envejecimiento activo pero la realidad es que no se cumple, aunque las administraciones públicas tienen la obligación de buscar los recursos necesarios para ello. Hay que reconocer el papel activo en la esfera económica que realizan las personas mayores, no sólo de ayuda económica a sus familias o como consumidores, sino como provisores de cuidados de familiares y nietos. Los estudios indican que más de un tercio de las personas mayores cuidan de sus nietos y la mitad de estos lo hacen todos los días. El 33,9, por ciento de los hogares extremeños tiene como sustentador «principal» a una persona mayor de 65 años.

CCOO y UGT valora positivamente el principio de acuerdo sobre revalorización de las Pensiones alcanzado en la Comisión Parlamentaria del Pacto de Toledo de la semana pasada.

Esta recomendación deberá ser abordada en el marco del Diálogo Social y puede ser una herramienta útil para alcanzar un amplio acuerdo político y social que, desde la mayor legitimidad, afronte de una manera equilibrada los retos que afronta el sistema. De forma preferente hoy garantizando pensiones revalorizadas con el IPC real y reequilibrando la situación financiera de la Seguridad Social, con consenso social y buscando el mayor apoyo parlamentario posible.

La revalorización periódica de las pensiones resulta un elemento básico a la hora de garantizar unas pensiones adecuadas y constituye, por sí mismo, un elemento principal para la legitimación social del sistema. El objetivo de la revalorización es el mantenimiento del poder adquisitivo de las pensiones durante toda la vida de sus peceptores.

UGT y CCOO manifiestan su deseo de que el principio de acuerdo se concrete en la próxima reunión formal de la Comisión Parlamentaria.

Los partidos políticos tienen que preocuparse de mejorar significativamente los ingresos del Sistema Público de Pensiones y en garantizar su viabilidad financiera y el permanente mantenimiento del poder adquisitivo de los pensionistas.

Además hace falta una política económica que promueva un crecimiento inclusivo (con más empleo estable y salarios que participen en la prosperidad de las empresas), lo que aumentaría de manera sostenida los ingresos del sistema .

Para el colectivo de pensionistas y jubilados de UGT y de CCOO, la defensa del sistema para la autonomía y atención a la dependencia es una de nuestras prioridades, pues es evidente que, transcurridos 10 años desde su puesta en marcha, la ley de dependencia todavía no ha culminado su implantación completa.

Una causa fundamental de este retraso radica en el todavía insuficiente nivel de financiación pública agravada con los recortes del gobierno del PP. El pleno desarrollo del Sistema de Dependencia con atención directa por profesionales, terminando con la lista de espera de las personas en situación de dependencia posibilitaría la creación de miles de puestos de trabajo directos.

En el tema sanitario, deben promoverse políticas preventivas que disminuyan los riesgos que sufren las personas mayores. La caída de la ratio de apoyo familiar, el cambio en los roles tradicionales de hombres y mujeres y el fuerte incremento de la demanda esperada deberían implicar un mayor esfuerzo en el desarrollo de la hospitalización a domicilio, la atención domiciliaria desde los centros de atención primaria y los servicios de ayuda a domicilio dependientes de los servicios sociales.

Por todo ello, hoy día 2 de octubre, el colectivo de mayores de CCOO y UGT queremos reclamar al Gobierno de la nación y al conjunto de los poderes públicos y administraciones, lo siguiente:

1- Que se garantice el Sistema Público de Pensiones y se pongan en marcha las medidas necesarias para asegurar su sostenibilidad.

2- Necesitamos que se recupere el índice de revalorización de las pensiones y que garantice el mantenimiento del poder adquisitivo de las pensiones durante todo el periodo de percepción.

3- Exigimos una Renta Mínima estatal para cubrir una laguna muy concreta, y muy amplia, que hoy tiene el sistema de protección social, pues no está diseñado para proteger a quienes nunca tuvieron un empleo y lo buscan (jóvenes sobre todo, pero también mujeres) y a los parados de larga duración que ven agotadas las prestaciones de desempleo.

4- Reivindicamos la derogación de las reformas y freno a los recortes que en materia sanitaria se están llevando a cabo como la exclusión de colectivos del sistema o el copago farmacéutico en la atención sanitaria por su impacto negativo, especialmente para los niveles de renta más bajos.

5- Debemos potenciar los servicios de salud pública, pues son esenciales en el desarrollo de cualquier sistema de salud, en la prevención de enfermedades, fomentando el autocuidado.

Hay que tener presente además que la esperanza de vida depende también de factores como el nivel económico, el empleo, las condiciones de trabajo, el entorno social en el que se vive, las políticas medioambientales, los niveles educativos, los hábitos saludables de vida, las infraestructuras disponibles, la nutrición, el ejercicio físico y las actuaciones en prevención, en salud y vacunación.

Para ello hay que aumentar los ingresos fiscales y garantizar los recursos suficientes para el buen funcionamiento de los servicios públicos, incluyendo el sanitario; pues no se puede considerar la inversión en salud como gasto, cuando la salud actúa como motor económico y proporciona importantes retornos que oferta a la sociedad.

6- Ley de dependencia: El principal reto del Sistema de Dependencia se sitúa en la garantía de atención con una prestación efectiva. Tras diez años de la puesta en marcha de la ley de Dependencia no cabe posponer por más tiempo su completa implantación, de modo que se garantice la atención a los cerca de 1,3 millones de personas para las que fue diseñado, y dicha atención sea garantizada en los términos de calidad y suficiencia inicialmente prevista.

7- La lucha contra la desigualdad y la pobreza debe ser la prioridad que guíe las decisiones económicas y laborales, pues aunque España ha recuperado el volumen de PIB previo a la crisis, el reparto de esa riqueza es muy desigual pues hay 1,5 millones de personas paradas que están excluidas del sistema de protección por desempleo. Este altísimo nivel de desprotección genera pobreza y exclusión y debe ser combatido, entre otras medidas, implantando una renta mínima en el conjunto del estado. CCOO y UGT impulsaron una Iniciativa Legislativa Popular para implantar una prestación de ingresos mínimos que tiene como finalidad proteger a muchos de los que hoy están excluidos de la cobertura por desempleo.

8- Exigimos medidas eficaces contra la pobreza energética, estableciendo un auténtico bono social sin plazos para la electricidad y gas, que garantice el suministro básico de todos los hogares según nivel de renta y miembros de la unidad familiar. La reforma del sistema de fijación de precios. Necesitamos un tipo súper reducido del IVA para todos los bienes y servicios vinculados a la alimentación y a la energía.

9- Que las políticas sociales cumplan su objetivo final, cual es el de ayudar a los colectivos más necesitados y cubrir sus necesidades básicas: social, alimentación, sanidad y vivienda entre otras. Por lo que, desde nuestro punto de vista, entendemos, que por esta causa, tanto la reforma laboral como la reforma de las pensiones del 2013 han sido un fracaso, que está afectando de lleno a estos colectivos. Exigimos, por tanto, su derogación.